Nuestra historia

“Me conquistó la imagen de tranquilidad y fuerza que evocan los bisontes, durante siglos fuente de vida para los pueblos que vivían libres en los territorios de América. Por eso elegí incluir a los bisontes, en mi logotipo y en mis creaciones”.

Los orígenes

Wanny Di Filippo

Wanny Di Filippo es el alma ecléctica de la marca. Curioso, creativo, imaginativo, en 1970 fundó su empresa en el laboratorio de Palazzo Corsini, en el corazón de Florencia. En la ciudad donde "transitaban Dante Alighieri y Leonardo da Vinci, personas que han influenciado la historia, la vida y la cultura de todo el mundo".
Il Bisonte nace de un encuentro, el de Wanny con su futura esposa, Nadia, entonces una joven cantante. Inspirados por el espíritu liberal de la época, empezaron a crear sus objetos de piel. Era el año 1960. 10 años después, los bocetos de Wanny Di Filippo, tan innovadores como primitivos a la vez, adquirirían forma y darían vida a la marca tal como la conocemos hoy en día. “Si puedo dibujarlos, también puedo crearlos”.

El arte de envejecer con elegancia

A Wanny Di Filippo le gusta hacer envejecer las cosas. Porque las cosas vividas se llevan mejor. “Yo represento 45 años de historia verdadera. Y en 45 años he cambiado poco, apenas el color de mi barba".

Hoy

45 años de paz y fuerza

Desde 1970 hasta el día de hoy, han cambiado muchas cosas para Il Bisonte. En cuarenta y cinco años de historia, la empresa se ha convertido en una sólida realidad empresarial y sus creaciones son conocidas, vendidas y apreciadas en todo el mundo. De la tienda original, en el corazón de Florencia, la producción se ha trasladado a una sede amplia y moderna, en las afueras inmediatas de la ciudad. Ser más grandes no significa ser menos auténticos. Il Bisonte ha preservado su estilo y su vocación artesanal, rasgo distintivo de la marca.

La alianza con el arte

Il Bisonte ha tenido desde siempre un fuerte vínculo con la expresión artística, gracias al ecléctico fundador de la marca. Actualmente tiene una colaboración en curso con el Museo di Palazzo Strozzi, emprendida en 2008, con motivo de una exposición dedicada a los Impresionistas. Wanny De Filippo ofreció su apoyo creativo para implicar a las familias en las visitas al museo: fue la primera de las creaciones dedicadas que, aún hoy, acompañan todas las exposiciones del museo.

Are you in ?

Suscríbete a nuestra newsletter